Pluma Patriótica

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
WhatsApp Image 2021-09-29 at 15.48.20 (1)

Dos tipos de liderazgos

La verdadera política se hace desde el territorio y también desde el escritorio. De poco sirve tanta capacitación política si no se aplica en la acción social, como de poco sirve ser un experto en lo organizacional si no tenemos una mística que nos marque el rumbo. Eso es un verdadero cuadro político: puede cumplir este papel de la praxis política, puede estar en el territorio y en la teoría, puede comunicar y leer el tiempo… En otras palabras: comprende el complejo arte de la conducción.

Sin embargo, no todos los liderazgos son iguales, algunos nacen con ello y otros se hacen con esfuerzo, pero ahora, en la modernidad liquida, también se fabrican, se moldean, se construyen y se compran. Para algunos es más importante tener millones de followers antes que organizar un comité de base para el partido; para algunos es más importante construir una falsa narrativa comparándose con el compañero Presidente al estar de gira por el país con la arrogancia de decir que nuestro Movimiento es autoritario; para algunos son más importantes estas credenciales de la especulación, la farándula y el influencerismo político que verdaderamente construir organización y empezar a articular al Pueblo desde los principios de la 4T.

Pero no todos en el Movimiento son de este calado, hay otros que dignamente han construido un liderazgo, han construido organización y que han conducido a sus Pueblo a mejoras sociales. Lo que pasa es que este tipo de liderazgos están tan ocupados haciendo política real que olvidan la superficialidad que, en un país donde tener servicios de internet sigue siendo un privilegio, pueda significar estar activo en las redes sociales. Por eso creo que hay dos tipos de liderazgos: los reales y los superficiales.

Habrá muchos compañeros que se digan los más obradoristas de los obradoristas, pero al militante hay que juzgarlo por sus hechos, no por sus dichos. ¿Cuánto has construido por el Movimiento? ¿Cuántos comités has formado? ¿Fuiste defensor del voto? ¿Sabías que el Pueblo no es tonto, sino tonto es aquel que cree que el Pueblo es tonto?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

Relacionado