Pluma Patriótica

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Hacia una deconstrucción polic

Hacia una deconstrucción policiaca

La personas generalmente solemos emitir juicios de valor como si fuesen mera doxa, sin embargo, un segmento de la sociedad que ha sido muy juzgado y muchas veces con una gran ignorancia y en otras con gran asertividad según sea el caso; es el cuerpo policial. Por ello, hoy quiero compartir algunas de las cosas que sé con respecto a la policía municipal del sitio en el cual vivo.

Cierto es que todo México se ha visto envuelto en una ola de violencia la cual quizá nos hace perder objetividad y pensamos que el sitio justo donde habitamos es el que se encuentra en más gravedad. Sin embargo es inminente que la violencia ha crecido y que cada día en este sitio nos sentimos más vulnerables. Los habitantes comentan que no confían ya en nadie pues por un lado, ya no se sabe quién está involucrado con la delincuencia organizada y por el otro, quienes cuidan de la ciudadanía como son los policías sin embargo, tampoco se sabe de algunos para quién exactamente trabajan. No hace mucho me pidieran que diera una capacitación para los policías municipales en tema de ética pública, y como era de esperarse aprendí mucho más yo de los asistentes que ellos y ellas de mi y no es que denigre mi trabajo sino que justo en ese espacio me enteré de la propia voz de ellos sobre cómo era la realidad del cuerpo policiaco.

En primer lugar; no cuentan con un programa que cuide de su salud ni física ni emocional, con los horarios que les imponen de 12 horas les es complicado poder alimentarse a sus horas ni mucho menos sanamente por lo cual, se vive un problema muy fuerte de obesidad en los miembros de la organización por ende también de enfermedades cardiovasculares también debido a esos horarios algunos han tenido que recurrir a las drogas para mantenerse despiertos. ¿Se imaginan a un policía con esta condición persiguiendo a un delincuente? No conforme con esto, su sueldo mensual es de diez mil pesos mensuales de los cuales, se les descuenta su chaleco antibalas, su uniforme y la macana. Sólo aquellos que llegan a cierto rango pueden portar un arma la cual también se les descuenta. Así las cosas, es claro que la seguridad de los policías, sí, de aquellos que en teoría velan por la seguridad de la ciudadanía es nula. Dadas las condiciones bajo las cuales se encuentran los policías no es de extrañar que sean un grupo vulnerable para la delincuencia organizada pues los mismos miembros de la corporación me comentaron que desafortunadamente muchos de sus compañeros ya habían sido seducidos por el narcotráfico. Parece que este sitio se está convirtiendo en tierra de nadie y que todos los cárteles se están peleando. Siendo la policía, su gran aliado.

Habría que revisar con mucha calma y crítica el artículo 21 constitucional el cual se refiere a la vida del policía. Quizá sea tiempo de que la actual administración a nivel federal implemente algún tipo de programa en el que se cuide la integridad y la salud física y mental del policía pues hasta el momento sólo en El Salvador existe algo con estas características. Considero que es una prioridad pues no basta generar una Guardia Nacional y dejar a todos los miembros de la organización como inservibles, y desempleados. Cierto es que muchos hemos tenido experiencias desagradables con algún policía pero no todos son corruptos y muchos y muchas de ellos se exponen tan sólo por portar un uniforme y son vulnerables por lo mismo.

En donde habito tenemos 9 policías por cada mil habitantes y se están reportando 94 muertos por día esto es 4 por hora de los cuales 3 son feminicidios. ¿Ustedes qué piensan, necesitamos preocuparnos por los policías y su bienestar o seguimos igual?

Emma Rubio. Filósofa con especialidad en Hermenéutica y Teoría crítica, Maestría en docencia. Interesada en temas de género, educación y filosofía práctica.
@Hadacosquillas
Otros textos de la autora:
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

Relacionado