Pluma Patriótica

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
WhatsApp-Image-2021-06-22-at-14.07.11

Insultos a la clase media y otras cosas que AMLO nunca dijo

“Qué buenas maromas se avientan los chairos para defender a su mesías”, han repetido muchos opositores para convencerse de que, efectivamente, AMLO se la ha pasado insultado a la clase media y de que sus más fanatizados seguidores han reinterpretado su discurso para defenderlo, desquitar el chayote o simplemente negarse a aceptar que AMLO dijo algo tan hiriente.

Pero como alguien que se dedica a ver todas las largas y pesadas mañaneras, puedo asegurar que la realidad es más sencilla de entender y la resumo así:

1.- AMLO aseguró que hay muchos “malos mexicanos” de clase media egoístas y víctimas de la manipulación mediática. (Recomiendo buscar la cita textual de lo que declaró)

2.- Los titulares tergiversaron sus palabras para asegurar que AMLO insultó a toda la clase media.

3.- Muchos mexicanos que se consideran de clase media se indignaron al ser manipulados con los titulares. Sí, es irónico, triste y gracioso que ejemplificaran justo lo que aseguró el Presidente.

No es la primera vez que las palabras de AMLO se sacan de contexto para dar a entender que dice las cosas más inhumanas, insensibles e indolentes que ni Hitler se atrevió a declarar, como: reírse de las masacres, decir que una rifa importa más que los feminicidios, excusar algo diciendo que el PRI robó más o asegurar que covid-19 se previene con amuletos. Es más, hay gente convencida de que AMLO dijo que, para evitar los secuestros, todos deberíamos ser pobres, solo porque anda rondando un video editado en whatsapp. Para ellos, esa es la evidencia incuestionable de que AMLO es capaz de decir cualquier cosa, pero no te atrevas a aclararles que se trata de material falso porque no te bajarán de chairo maromero y otros mantras que aman repetir.

Te daré el contexto de algunas de sus tergiversaciones más famosas:

“Jajaja ahí están las masacres jajaja”. Durante esa mañanera, AMLO dijo que decenas de periódicos sólo se dedicaban a criticar a su gobierno maximizando los errores y omitiendo los aciertos, incluso dijo: “Ni siquiera he visto la portada del Reforma hoy pero seguro que es algo amarillista, a ver, pongan la imagen”, en ese momento pusieron la portada con el tema de las masacres, lo que confirmó la sospecha del Presidente, quien imprudentemente se rio al ver que estaba en lo cierto. Sin embargo, no pasaron ni tres minutos para que los opositores más enfermos compartieran el clip de 3 segundos asegurando que “a AMLO le dan risa las masacres”. Es patético creerse algo así y aún más patético politizar con la muerte.

“No quiero que lo de los feminicidios opaque la rifa”. En aquellos días, se rumoraba (para variar) que el feminicidio ya no sería catalogado como delito grave por la FGR, por lo que el mismo fiscal dio una larga explicación en la mañanera, dando detalles de la nueva tipificación de varios delitos, incluido el feminicidio, desmintiendo así cualquier rumor sobre ese tema. Después de varios minutos de detallada explicación, el fiscal y AMLO preguntaron si había más dudas, antes de pasar al siguiente tema; nadie levantó la mano. Momentos después, explicando la dinámica de la controversial rifa del avión, un reportero levantó la mano preguntando algo sobre el tema de la tipificación del feminicidio, por lo que AMLO, sin cuidar sus palabras, dijo que ese tema ya había quedado atrás y no quería que “eso del feminicidio opacara el tema de la rifa”, refiriéndose a la tipificación que ya se había explicado detalladamente minutos antes.

Así se han dado varios escándalos. Si bien AMLO no cuida sus palabras, muchos personajes de oposición no cuidan sus escrúpulos al tergiversarlas y presentarlas como noticia, aportando a la polarización que tanto dicen condenar.

No es necesario ser un “chairo aplaudidor que todo le justifica a su mesías” para darse cuenta de que muchos medios han tergiversado malintencionadamente muchas palabras de AMLO. Y ya ni hablemos de los columnistas y su pésima interpretación de iniciativas y declaraciones en las Cámaras con las que “confirman” que vivimos en una dictadura, asegurando que quien contradiga su opinión es un aplaudidor del régimen.  Mi consejo para los opositores es: si quieren dedicarse a criticar el fanatismo, primero asegúrense de que ustedes no son unos fanáticos.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

Relacionado