Pluma Patriótica

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
WhatsApp-Image-2021-08-15-at-20.15.24

La pirámide no es casual

Nada es casual. Nada. Qué casualidad que nunca habíamos celebrado los 500 años de la caída de Tenochtitlan y justo ahora, que está Este Señor en el poder, se les antoja hacer un escándalo. Y por todos lados, los aztecas por aquí, los aztecas por allá, que por cierto eran muy peleoneros y en muchos lados no los querían. Quiero dejar esto muy claro: no los quería nadie. Afortunadamente llegaron los españoles, gente valerosa, decente y que venía a luchar una “causa justa” (cito a Letras Libres). O sea, los españoles vinieron porque los pueblos de aquí ¡LES PIDIERON AYUDA! ¡Y eso nadie lo está comentando! Y gracias a eso fue que se realizó un ENCUENTRO entre los españoles y el oro y la plata de aquí. Fíjense: algo tan sencillo, que nos enseñaron en la escuela, no recuerdo cuándo pero ahí seguramente fue, ahora deliberadamente lo están retorciendo para crearnos un ambiente muy feo, según esto porque nuestros ancestros eran gente desalmada, violenta, sin escrúpulos y, lo que más me puede: ignorante. ¡Háganme favoooor! Y bueno, hasta les cuelgan el san Benito de que no estaban vacunados. Afortunadamente hay gente buena y bien informada (qué haríamos sin VOX) que sabe que los españoles vinieron a liberar a México cuando México todavía no existía ni España tampoco. ¿Suena raro, verdad? Pero lo leí en no se dónde. Le voy a preguntar a mi hijo porque mi esposo no tiene ni idea.

Pero bueno, aquí entre nos, la verdad es que estamos haciendo mucho coraje. Nos mortifica mucho toda esta propaganda negativa contra nosotros, y que estén neceando con recordar el pasado, con un nacionalismo que casi habíamos logrado eliminar. Y no digan que no. Yo escuché perfectamente a un tipo decir “Viva México cabrones” cuando terminó el show de las pirámides. Por cierto, ¿por qué tanto escándalo por unas pirámides que estaban enterradas? ¿De verdad creen que eso es interesante? ¡Sí ya no vive nadie ahí! ¡A mí nunca me ha gustado visitar casas vacías! ¡Es lo mismo! ¡Y menos de gente que uno ni conoce! Todo esto es una maniobra de Este Señor para dividirnos y polarizar, en lugar de que nos tomemos de la mano y podamos convivir todos como siempre, cada quien en su lugar, eso sí.

Pero soy muy lista. Todo esto no es casual, como les decía. Lo reflexioné mucho mientras me puse mi mascarilla. Dura 2 minutos. Y durante todo ese tiempo pude descubrir que todo es una estrategia malévola de Este Señor. La pirámide tampoco es casual. Es de cartón. Pero no se engañen. Sí se pueden subir ahí varias personas. Entonces yo pensé (junto con un whats que me llegó) que la están preparando para juzgar a los expresidentes. La pirámide es para eso. Los van a subir y les van a sacar el corazón, como hacían los Aztecas, porque así se entretenían. Me imagino que los disfrazarán de doncellas vírgenes, para que sea más estético todo. Yo por lo pronto voy a buscar un buen lugar para ver eso. Voy a apartar desde ahorita lugar en el Hotel de la Ciudad de México. Tengo amigos ahí. Es que me da muchísima curiosidad ver eso, porque hasta donde se, ninguno de mis 5 Fantásticos tenía corazón. ¡Mi marido lo decía a cada rato!

 

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

Relacionado