Pluma Patriótica

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Machos siendo fachos

Machos siendo fachos

Los pasados sucesos trágicos en Culiacán nos dejaron a todos con un extraño sabor de boca. Se suscitó un debate público bastante intenso desde las distintas aristas del problema. Después se acrecentó con la tragedia de la familia LeBaron, asesinada en los límites de Chihuahua y Sonora. Esto también ha develado las diferencias que cada estado y comunidad vive sobre la dinámica de violencia e inseguridad del país. 

Lo más interesante, pero sobre todo preocupante, fue ver cómo ciertos sectores de la oposición criticaron duramente al gobierno por liberar a Ovidio Guzmán, después de las amenazas a toda la ciudad de Culiacán y su gente, despreciando la procuración de la vida. Y con el caso LeBaron la crítica dura se concentró en un clamor por el intervencionismo militar americano. 

Ante cada tragedia de la guerra que se ha desencadenado en este reciente gobierno, la reacción espera fríamente para fregarse las manos y sacar alguna campaña en redes para atacar al gobierno a costa de todo,  antes que solidarizarse con las víctimas.

No deja de resonarme cómo ciertos argumentos usados en la discusión pública demuestran una y otra vez que la visión que se tiene del poder del Estado y de los objetivos del mismo, es la misma que durante años los más duros conservadores han tenido y querido construir. Se evidenció un clamor por usar las armas y la violencia en la misma lógica que el calderonismo utilizó y desencadeno en uno de los procesos históricos más duros y violentos en nuestra historia moderna. La concepción del poder nuestro movimiento y de este nuevo gobierno se ha demostrado radicalmente diferente. 

Comentarios como que al presidente le hicieron falta pantalones, necesitaba bolas para enfrentar al narcotráfico, el clamor por declarar de nuevo una guerra y demás, desenmascaran aquella concepción del poder en base a la guerra y pero sobre todo al poder patriarcal. El poder patriarcal, al igual que el poder de la guerra, han tenido que construirse a través de dinámicas similares de dominación en cuanto a la subyugación de cierto grupo por la fuerza y el terror. No es casual que dichas expresiones hagan referencia a la hombría y a la concepción machista sobre la misma. 

Sin embargo el poder no se construye únicamente bajo esa lógica. Para las y los obradoristas la concepción y construcción del poder se han tenido que edificar bajo una lógica distinta. En primera instancia porque las posiciones de poder las hemos tenido que ganar y conquistar (y ahora utilizar) sin la fuerza y el terror a base de la lucha conjunta y popular para generar justicia social para todos.  

En segundo término, porque somos pacifistas y hemos entendido que la conquista y la construcción del poder debe ser a partir de dinámicas sociales que por las condiciones históricas y de contexto, tienen que priorizar la vida, la justicia y la igualdad.  

La frase de Andrés Manuel sobre el poder, es la más ilustradora y la representación más profunda de la tarea de transformación que tiene este proceso histórico. Decir que el poder sólo se convierte en virtud cuando se pone al servicio de los demás demuestra un gran compromiso por cambiar la concepción del uso del poder, pero además de para qué sirve el Estado y su poder.

Comprender que esta concepción es necesaria para construir el gran proceso de transformación es también comprender que construirlo conlleva un costo político que necesita ser asumido para cambiar la tendencia y la herencia que se tiene de tantos años de políticas patriarcales y de guerra.

Sofía Lameiro. Licenciada en Ciencias Políticas y Gestión Pública por la Universidad de Guadalajara, militante de Morena, participó en la organización de la estructura de defensa del voto, colaboró en la Red por la Paridad y la Igualdad en el estado de Jalisco y ahora es Servidora de la Nación en Guadalajara, Jalisco.

@sofianosabia

Otros textos de la autora:

-Transformaciones en la Suprema Corte

-Ceremonia y épica

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

Relacionado