junio 12, 2021

Pluma Patriótica

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
martes, 2 marzo, 2021
Paciencia y confianza: vacunas

Paciencia y confianza: vacunas para todos y todas

Por: Erik Sandoval 

En el esquema de vacunación pronunciado en días pasados por el Presidente Andrés Manuel López Obrador, la población de los rincones más alejados, los adultos mayores y el sector salud serán prioridad. Hay, después de todo el drama, una luz de esperanza que empieza a hacerse más grande y que requiere el gran esfuerzo y voluntad de todos y todas.

Hay una serie de obstáculos que son naturales en un país como el nuestro y que rebasan por completo las intenciones del gobierno; en primer término, la vacuna contra covid-19 es una necesidad internacional ‒de ahí que la cantidad que compran los países sea limitada‒ pero los países más ricos acaparan el mercado y otros ‒como el nuestro‒ se ven sometidos a sus propias condiciones económicas. A pesar de esto, el objetivo es claro: garantizar la vacunación a toda la población mexicana. El llamado del presidente a la ONU para evitar el acaparamiento es claro y contundente; se debe garantizar el acceso a la vacuna para todo el mundo. Por otro lado, están las condiciones materiales y geográficas que para México resultan determinantes; sin embargo, con el apoyo de las brigadas voluntarias y de la participación del ejército, se han logrado sortear estos obstáculos.

La derecha que ha clamando desde el principio por más muertes que le permitan seguir con el golpeteo mediático contra la estrategia del gobierno para enfrentar la pandemia. Olvidan que fueron ellos quienes destrozaron el sistema público de salud y se lanzan ahora contra la campaña de vacunación, así como contra las vacunas, utilizando a los medios carroñeros para ello. Demuestran nuevamente que lo suyo es el odio, la desprotección de los olvidados, el abandono de las personas y el clamor por recuperar sus privilegios. La oposición quiere que fracase cualquier intento que beneficie a la población, por eso se opone a todo lo que no pasa por sus manos: busca desacreditar las vacunas e intenta convencer a la población de su ineficacia. Sin embargo, el descrédito que se han ganado a pulso hace que su discurso no permee en la gente que busca vacunarse a pesar de los obstáculos naturales en una labor titánica como esta. La esperanza les duele a los oligarcas, les duele no ser referentes morales, ni políticos, ni económicos; les duele no tener el privilegio de hacer negocios al amparo del poder y de la salud pública; les duelen los contratos que no pudieron tener y, por supuesto, les duele tener un presidente cercano, muy cercano a la población.

La recuperación ante el fenómeno de la pandemia será lenta para todo el mundo, aunque ya empieza a verse la luz al final del túnel, aún es lejana. Contamos en este momento con un gobierno honesto y preocupado por el bienestar popular, que frente a la adversidad ha sabido reponerse y, sobre todo, que predica con el ejemplo. Cuando Andrés Manuel López Obrador pronunció su discurso en el zócalo capitalino pidió paciencia y confianza ante el reto de recomponer la situación del país. Ahora esa frase resuena con mayor espíritu colectivo y se vuelve una petición permanente; tengamos confianza y paciencia que pronto vamos a salir de esto, de la pandemia y de la oscuridad neoliberal.


@erikwanza
Activista político y cultural en diversos colectivos de promoción, creación y difusión cultural a nivel regional, estatal y nacional. Actualmente en funciones organizativas y administrativas en la Escuela de Cuadros Gral. Felipe Ángeles (INFP) y coordinador editorial de Regeneración Hidalgo. 

© 2021 El Soberano. Todos los derechos reservados. Sitio Diseñado y Desarrollado por XXSTUDIO