Un partido históricamente útil

compartir

Un partido históricamente útil

Por Mercurio Cadena | jueves, 21 de mayo del 2020.

Un partido es básicamente un conjunto de personas aglutinadas en torno a una voluntad política cohesionadora. Gracias a esa voluntad, el aglutinamiento se vuelve relevante; adquiere capacidad de transformación. Sin él, esas fuerzas, abandonadas a sí mismas, contarían cero o poco más en la sociedad, dice Gramsci. 

Este elemento inventivo y disciplinador es la fuente no sólo de potencia para la organización, sino incluso de existencia. Sin él, la militancia y sus estructuras probablemente ni siquiera surgirían. No serían relevantes, o serían una simulación que sirve a la creatividad (es decir, a los intereses y deseos) de un grupo externo cuya posición está en franco conflicto con la de la militancia. En ese caso las fuerzas quedan absorbidas, anuladas, por este centro tramposo. Fue el caso del PRD, una vez que se pusieron sus fuerzas al servicio de la inventiva panista. 

Es fundamental, por tanto, indagar acerca de la voluntad política cohesionadora que le da vida a un partido. En el caso de MORENA su impulso transformador gira en torno a una sociedad de soberanía popular. El impulso en torno al cual se conforma la organización y su militancia es la construcción de una sociedad en la que el Pueblo determina su historia, volviéndose el personaje principal de su propio relato. Por eso es que el Presidente ha insistido en que los liderazgos del partido deberán tener, antes que cualquier otra cosa, raigambre social. Sin ella, difícilmente serán sensibles a esa voluntad central que busca recuperar y consolidar la capacidad de autodeterminación popular. 

Esto da luces acerca de la función de formación y reclutamiento que debe cumplir MORENA. Para esta organización, la construcción de cuadros será de fundamental importancia; pero más esencial será, parafraseando a Alejandro Puerto de Jalisco en su más reciente plática con Gibrán Ramírez, el reclutamiento y formación de dirigentes sociales que usen su posición y su sensibilidad política para la conformación de un proyecto transformador. 

Mientras ese proyecto no sea realidad y mientras persistan las condiciones objetivas que le dan posibilidad, ese partido seguirá siendo necesario, y su construcción seguirá siendo una agenda importante para todas las personas que abreven de su promesa de mundo mejor. 

 

Por Mercurio Cadena | jueves, 21 de mayo del 2020.

Mercurio Cadena

Mercurio Cadena. Abogado que codea. Socialista obradorista especializado en gestión pública y ética de la tecnología.

Ver todas sus columnas

Comentarios