Pluma Patriótica

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Una radiografía de los candida

Una radiografía de los candidatos a la presidencia en EEUU

Las elecciones presidenciales del país vecino del norte están a menos de un año, pero aún no se sabe quién será el o la candidata del partido Demócrata que buscará desbancar al presidente Donald Trump. Las elecciones primarias (o caucus en algunos estados) se llevarán a cabo a partir del 3 de febrero y terminarán el 6 de junio, aunque probablemente las tendencias serán claras a finales de abril o principios de mayo. Durante el verano, ya con los candidatos definidos, se celebrarán las convenciones demócratas y republicanas seguidas de tres debates presidenciales y uno entre vicepresidentes, para cerrar con las elecciones presidenciales el 3 de noviembre.

Ese día sabremos si AMLO terminará su sexenio lidiando con Trump o con alguien más. Y si no es Trump, ¿quién podría ser el homólogo de nuestro presidente en sus últimos cuatro años de gobierno? Joe Biden, Bernie Sanders y Elizabeth Warren son los tres candidatos con mayor probabilidad de ganar la candidatura, y estos son algunos de los temas centrales de sus campañas.  

Joe Biden es el candidato que, de acuerdo con la mayoría de las encuestadoras, tiene mayores probabilidades de ganar las elecciones primarias. Con 77 años y una larga carrera política, incluyendo su cargo como vicepresidente durante los ocho años de Obama, Biden busca la candidatura demócrata por tercera vez (una en 1988 y otra en 2008). Dentro de su agenda está la expansión y mejoramiento del sistema de saluddiseñado e implementado durante la era de Obama, el cual, si bien incrementó el número de beneficiados y mejoró las condiciones, sigue siendo un sistema privado que le cuesta mucho a los contribuyentes y les da muy poco, pues EEUU es uno de los peores lugares para enfermarse entre los países desarrollados. Biden es un candidato liberal de centro o centro derecha que busca continuar con el legado de Obama, incluyendo una política exterior intervencionista y una migratoria estricta.

Bernie Sanders está en segundo lugar en la mayoría de las encuestas, pero es el candidato con más dinero recaudado en contribuciones individuales (recordemos que el sistema electoral estadounidense está privatizado) y el que ha tenido mayor crecimiento porcentual en las encuestas de las últimas semanas. Esta es la segunda vez que busca la candidatura y lo respalda una carrera de 20 años como legislador independiente, alcalde, y muchos años de activismo político que lo llevaron a ser arrestado en protestas pacíficas durante el movimiento por los derechos civiles en los años sesenta. Entre sus iniciativas más emblemáticas está la universalización del sistema de salud, el incremento al salario mínimo y la gratuidad de las universidades públicas y, sin duda, incrementar los impuestos a las corporaciones y al 1% más rico de la población. Bernie Sanders, a diferencia del resto de los candidatos, ofrece un cambio de régimen y no solamente algunos cambios al sistema. 

Elizabeth Warren es profesora de derecho y experta en derecho mercantil y ha sido senadora desde 2012. Warren ayudó al gobierno de Obama durante la crisis de 2008, creando el Buró de protección financiera al consumidor para evitar una crisis financiera en el futuro. Entre las políticas que la senadora Warren impulsa, están la creación de impuesto a la riqueza, cancelar las deudas estudiantiles para la mayoría de las personas, y no permitir que las compañías de tecnología sean tan grandes y con tanto poder. Sin duda, Warren es una candidata liberal y progresista, pero que no busca un cambio de régimen. 

Si alguno de estos tres candidatos logra vencer a Trump creo que México tendrá muy diferentes escenarios de frente. Biden, probablemente será similar a Trump en cuanto a política migratoria e intensión de intervenir en la política interna de México, pero quizá sin los desplantes que suele tener Trump. Warren probablemente será un punto medio, pero definitivamente de mayor colaboración, pues a pesar de que existen diferencias ideológicas sobre las funciones que debe tener el mercado y el Estado entre Warren y AMLO, sus agendas son mucho más similares que si las comparamos con la de Trump o Biden. Por último, con Sanders, además de la afinidad en política social, especialmente en cuanto a el ambicioso proyecto de universalización del sistema de salud, a AMLO y a Sanders los une una historia de lucha y activismo social, de ataques masivo en su contra por parte de lo que AMLO llama la mafia del poder y Sanders el establishment, y de lucha por la reivindicación de la clase obrera. Considero que el gobierno mexicano hará un buen trabajo con quien elija el pueblo americano, pero qué tiempos para vivir serían si pudiéramos tener cuatro años de transformaciones unísonas con el dúo AMLO-Sanders. 

 Para más información sobre la diferencia entre caucus y primarias, pueden visitar: https://www.dummies.com/education/politics-government/what-is-the-difference-between-a-primary-election-and-a-caucus/

Renata Turrent. Maestra en políticas públicas por UCLA con especialidad
en trabajo social y licenciada en economía por el Tecnológico de Monterrey.
Profesora de desarrollo económico y género en la UNAM y experta
en políticas públicas con enfoque feminista. Ha trabajado
en el desarrollo e implementación de programas
de reinserción para jóvenes privados de su libertad.

@rturrent

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp

Relacionado